En su opinición, seguir incrementando la recaudación de las Administraciones a través de las tasas portuarias, el impuesto de sociedades y el de bienes inmuebles, o las cotizaciones de seguros sociales, está lastrando las importaciones y exportaciones.

anesco-en-el-congreso-maritimo

Es preciso reformar el modelo de gobernanza de los puertos y tratar de mejorar su eficiencia.

Los puertos españoles necesitan mejorar su competitividad para no perder oportunidades en favor de otras instalaciones. Así lo ha asegurado el secretario general de la Asociación Nacional de Empresas Estibadoras, Pedro García, durante el IV Congreso Marítimo Nacional, celebrado en Madrid.

García, que cree que “la gestión de los puertos españoles es un caso de éxito“, no olvida que el sistema se enfrenta a numerosos retos en la actualidad, que pasan por impulsar su desarrollo tecnológico a través de la automatización y la digitalización.

Estos avances generarán nuevas necesidades de empleo, por lo que es preciso “alcanzar soluciones consensuadas en el ámbito de la negociación y la formación“, en línea con las tendencias actuales. De igual modo, es preciso reformar el modelo de gobernanza de los puertos y tratar de mejorar su eficiencia.

Seguir incrementando la recaudación de las Administraciones Públicas a través de las tasas portuarias, el impuesto de sociedades y el de bienes inmuebles, o las cotizaciones de seguros sociales, está lastrando las importaciones y exportaciones, tal y como aseguran desde Anesco, lo que implica la pérdida de oportunidades de tráficos de transbordo.

La patronal reclama en este sentido una bajada de la tasa de ocupación. El sistema portuario ha generado un beneficio anual superior a los 247 millones de euros, lo que ha propiciado que en el balance haya 383 millones en inversiones financieras a corto plazo, 104 millones de inversiones a largo plazo y 758 millones en tesorería.

En su opinión, existe margen para esta reducción, que permitiría potenciar las inversiones y tráficos. Por último, para la Asociación es fundamental mejorar la conectividad y la gestión ferro-portuaria, definir una adecuada política de inversiones portuarias, con mayor participación de los operadores en la toma de decisiones y apostar por el medio ambiente y la seguridad.



Source link